Tag Archives: embarazo

Métodos populares para predecir el sexo del bebé

21 Dic

La ecografía sigue siendo el principal método para identificar el sexo.

Imagen

La ecografía no ha perdido la carrera con los métodos tradicionales para identificar el sexo del bebé. Pruebe algunas de estas técnicas, pero advertimos que su efectividad puede ser del 50 por ciento.
Aunque muchas personas crean con fidelidad en estos métodos tradicionales, nada más certero que una ecografía para determina el sexo del bebé con exactitud.
La primera debe tomarse entre la semana 11 y la 14 de embarazo, para definir si todo va por buen curso. Cerca de la semana 22 se determinará si serán padres de un niño o una niña.
La forma de la barriga es la primera de una serie de métodos tradicionales para hacer este hallazgo.
La ‘norma’ dice que si es ancha y la mujer se pone caderona, seguramente tendrá una mujer, pero si por el contrario, es puntuda y pequeña, no hay duda de que nacerá una varón. Aunque la apreciación de este contorno, no deja de ser una opinión subjetiva. Naira Oviedo tiene 17 semanas y aprovechando que no sabe lo que espera, quisimos aplicar con ella algunos de estos métodos.
Haga la prueba
El anillo: el primer paso es buscar a una pareja casada y que mantenga una relación estable, para tomar prestado su anillo de bodas. Cuando ya lo tenga, la futura madre debe arrancar uno de sus cabellos. Este se amarra en la argolla y después se eleva sobre la palma de la mano de la embarazada.

En el caso de Naira, el aro se movió fuertemente en forma circular sobre su mano, lo que inmediatamente dejó ver que tendrá una niña (si se hubiera movido en línea recta sería un niño) a pesar de su opinión, porque tiene la idea fija de que tendrá un niño y por eso ya ha comprado ropa azul. Pero esta es la primera, aún faltan más cábalas. Vamos por la segunda.
La aguja: a medida que fuimos aplicando los otros métodos el panorama cambió para esta mamá. Tomamos una aguja enhebrada con hilo e hicimos la misma técnica de colgarla sobre la mano de la embarazada. Y en este caso, su movimiento frenético en forma de línea determinó que nacería Jacobo, como quiere llamarlo Naira, aunque el papá del bebé vote por Sebastián.
Las sillas: luego pusimos un tenedor en una silla y un cuchillo en otra. Tapamos los cubiertos y le pedimos a ella que se sentara en una. Escogió la del cuchillo. Una señal más de que nacerá un varón.
Tabla china: su existencia puede ser una leyenda, así como la historia que se le atribuye. Se asegura que hizo parte de una familia real china y que es usada desde hace 700 años para predecir el sexo del niño, casi con un 99 por ciento de confiabilidad.

Se deben tener en cuenta dos aspectos. El primero, la edad lunar de la mamá, que es la misma que tiene en el momento de la gestación, más uno. Pero si la mujer nació en enero o febrero se le suman dos. En la columna vertical están los meses, en el que se debe ubicar el momento en el que se concibió al niño.

Vía ABC del Bebé

La cena de Navidad en el embarazo

19 Dic

¡Que no se vuelva una tortura! Aquí te decimos cómo cuidar tu alimentación hasta en diciembre

Imagen

 

Durante el embarazo es importante que cuides la calidad, cantidad y proporción de dieta en cualquier época del año, ya que necesitas recibir los nutrimentos necesarios para que tu bebé crezca y nazca más saludable. Si aseguras una buena nutrición, evitarás complicaciones durante el parto y estarás en las mejores condiciones físicas durante el posparto.

Por eso y a pesar de esta época del año, debes mantener una ganancia de peso estable por mes (de 500 g a 1 kg). Para lograrlo y no desistir en el intento, te ayudamos con los siguientes tips.

Lo que no te debe faltar en los nueve meses

Calorías

En los primeros cuatro, consume las mismas que ingerías antes de embarazarte. Si no estás segura de que sean las adecuadas, acude con un especialista para determinar las que necesita tu cuerpo requiere.

Después de ese periodo aumenta 200 kcal al día y come así hasta el final de la gestación. Éstas equivalen a un yogurt y una fruta, dos frutas y una barrita o dos tortillas con queso. Si continúas con este método, mantendrás tu peso y seguirás nutriendo a tu bebé.

¿Sabías que en Nochebuena puedes cenar de mil a 4000 kcal? Si para el 2 de enero subiste 2 kg, significa que consumiste más de 14000 kcal extras. Por eso, cuídate de estos alimentos:

Platillo Calorías (kcal)
300 g de turrón 200
1 taza de

bacalao
ensalada de manzana
espaguetti con crema
papas fritas
500
350
400
420
1 rebanada de panqué de fruta 450
Vitaminas
Es importante que consultes al médico para que te recomiende cuáles debes ingerir antes de embarazarte. Los que te sugerimos durante esta etapa son:

Trimestre Indispensables
Primer Hierro, calcio, ácido fólico
Segundo Hierro, calcio, vitaminas C, A,
D y E, complejo B
Tercer Hierro, calcio, vitaminas C
y A, zinc y complejo B
Menú navideño
Para que esa noche no te tortures por lo que puedes o no comer, empieza a cuidarte desde la mañana. Por ejemplo:
Desayuno
1 plato de fruta
Claras de huevo con verduras
1 jugo de zanahoria
Colación
Jícamas
Comida
Sopa de verduras
Filete de pescado o pechuga asada
Ensalada
Colación
Zanahorias con limón y sal
Cena
Entrada: Ensalada de lechuga y verdura cruda con limón y sal
Plato fuerte: espagueti, pan o ensalada de manzana (nunca las tres juntas). Pollo, romeros, bacalao o pierna (si deseas probar de todos, tu porción deberá ser pequeña).
Postre: ponche con Splenda, una rebanada de pastel o de fruitcake.
Lo ideal es comer de todo pero con moderación, en porciones pequeñas y de forma equilibrada, así mantendrás tu peso y un embarazo saludable.

Vía BBMundo

Parto con hipnosis para controlar el dolor

19 Dic

La mujer que diga que parir no duele es porque nunca ha estado en esa situación.

Imagen

Si bien las molestias del parto se nos olvidan al ver al bebé, no es necesario sufrir a la hora de traer al bebé al mundo.

 
Existen diversas técnicas para controlar los dolores de parto; desde el uso de medicamentos anestésicos a técnicas alternativas como la acupuntura. Hoy, queremos que conozcan cómo se utiliza la hipnosis para aliviar el dolor al momento de tener un bebé.
 
No creas que ponen un péndulo frente a los ojos para que la mujer entre en estado de trance… Se trata de un proceso agradable y natural, donde nunca se pierde la noción de lo que está pasando.
 
Cómo se utiliza la hipnosis en el parto
 
A diferencia de otras técnicas, donde la idea es eliminar la sensación de dolor, en la hipnosis se busca conseguir un estado de relajación que evite que el cuerpo se tense y provoque molestias desagradables.
 
Al relajar la mente, se olvidan los miedos que se suelen tener al momento del parto, ya que el dolor muchas veces puede tener un origen psicológico. Si se está tranquila, el nacimiento se dará de forma más fluida e, incluso, rápida.
 
El proceso de hipnosis puede realizarse de diferentes maneras: algunas mujeres utilizan música o sonidos especiales, mientras que otras prefieren ciertos aromas que les hagan recordar sensaciones agradables.
 
Al momento del parto, puede o no estar presente un terapeuta de hipnosis pero, en todos los casos, hay que asistir a clases de forma previa, varios meses antes del nacimiento del bebé.
 
Preparando el parto con hipnosis
 
En casi todas las ciudades, existen profesionales y centros dedicados a la enseñanza de técnicas de hipnosis en mujeres embarazadas. Se trata de personas capacitadas y con experiencia.
 
Aprender a utilizar la hipnosis no es cosa de una sesión, sino que de un proceso en donde se descubren las cosas que ayudan a que cada mujer entre en estado de relajación, algo personal y diferente en cada caso.
 
Antes de partir al hospital, las embarazadas reúnen aquellos objetos que les ayudarán a llegar a ese estado de paz interior; CD con música, velas aromáticas, etc. Es importante consultar con el hospital, si se permite su uso.
 
¿Quiénes pueden utilizar la hipnosis en el parto?
 
La hipnosis no está contraindicada en casos de embarazo de riesgo pues, a diferencia de otras técnicas, en ella no interviene el cuerpo, sino la mente.
 
Para poder utilizar este método, el único requisito es tomar las clases y estar lo suficientemente preparada para aplicar lo aprendido. La hipnosis puede realizarse en pareja.
 
Un método diferente para quienes quieren vivir el proceso del parto con tranquilidad, disfrutando de esos momentos que marcarán el inicio de toda una nueva etapa en la vida.
 
Vía Entre Padres

Consejos para una (futura) mamá sana

17 Dic

Podemos empezar a cuidar a nuestro hijo cuando es apenas una idea. Llegar a la búsqueda con los controles al día y transitar los nueve meses en buenas condiciones de salud es clave para vos y para el bebé.

Imagen

 

Soñar un embarazo o enterarse de que el bebé ya está en camino desata un estado de ánimo colmado de expectativas, emociones y ansiedades. Es importante que la mujer sea consciente de una serie de temas para transitar los meses de la dulce espera en armonía, tranquilidad y bienestar.

1) Programar una consulta preconcepcional: Para cuidar la salud de la mamá y del futuro bebé, lo ideal es planificar la llegada de un bebé, y en ese caso, realizar una consulta preconcepcional de evaluación integral en la que el médico tomará nota de los antecedentes y hábitos de la mujer para brindarle pautas sobre alimentación, actividad física y sexual; controlará el estado nutricional y pedirá la realización de estudios serológicos.

2) Tratar las enfermedades de base: En el caso de las mamás con enfermedades preexistentes (cardiovasculares, hipertensión, diabetes, autoinmunes, etc.), es importante la interacción entre los especialistas para adecuar los tratamientos al período de gestación pensando opciones terapéuticas y cambiar –si fuera necesario- la medicación.

3) Cuidar el peso y la alimentación: El estado nutricional materno es determinante en el crecimiento fetal y en el peso del recién nacido. Así, las mujeres obesas deben ajustar el peso a su contextura antes de quedar embarazadas para evitar complicaciones. Del mismo modo, es fundamental mantener una dieta diversa, saludable y equilibrada que incluya frutas, fibras, verduras y carnes magras. El aumento de peso debe ser controlado de acuerdo a la edad, altura y peso inicial. En términos generales, se recomienda un aumento promedio entre 11 y 12 kilos durante todo el embarazo.

4) Practicar actividad física: El ejercicio constituye uno de los pilares fundamentales para mantener un estilo de vida saludable durante en el embarazo; será el obstetra quien indique cuándo comenzar y qué deporte practicar. Generalmente, se recomienda bailar, nadar, o simplemente caminar.

5) Organizar un plan de vacunación: Un plan de vacunación adecuado disminuye el riesgo de enfermedades prevenibles por vacunación. Durante la gestación, se recomienda la vacuna antigripal y la doble adultos (tétanos y difteria).

6) Suspender hábitos riesgosos: Cuidar la salud de la embarazada es prioritario para el buen crecimiento fetal. Se aconseja no tomar alcohol, dejar de fumar, suspender el consumo de todo tipo de drogas y evitar la automedicación.

7) Pedir acompañamiento durante el puerperio: La mujer, en especial la primeriza, necesita una contención especial en el período posterior al nacimiento, por lo que es conveniente que reciba apoyo y acompañamiento del entorno familiar.

 

Vía EntreMujeres

No tener hijos acorta la vida

16 Dic

Las parejas que buscan tener un hijo y no lo logran tienen más posibilidades de sufrir una muerte temprana que aquellos que son padres, según los resultados de un estudio. Los riesgos son mayores entre las mujeres.

Imagen

 

Las parejas que no logran tener hijos (y los están buscando) presentan unas tasas de muerte prematura más altas que aquellas que sí los tienen, según un estudio realizado en la Universidad de Aarhus, Dinamarca, y publicado en la revista “Journal of Epidemiology and Community Health”.

En las mujeres, los efectos fueron más notorios. Las que no pudieron ser madres tuvieron cuatro veces más probabilidad de morir a causa de enfermedad cardiovascular, cáncer y accidentes que aquellas con hijos. Y los hombres tuvieron dos veces más riesgo.

El estudio duró 11 años (entre 1994 y 2005) y consistió en analizar a 21.276 parejas que iniciaron el proceso para un tratamiento de fertilidad. En ese período nacieron 15.210 niños y 1.564 fueron adoptados.

“Encontrar una asociación no es lo mismo que descubrir una causa. Nuestros resultados sugieren que las tasas de mortalidad son más altas entre las personas sin hijos”, señalan los investigadores. Agregan que pueden haber influido algunos factores, como la educación o el nivel de ingresos, por lo que sus resultados deben tomarse con cautela.

“Esta es una situación muy específica de personas que están tratando de tener hijos. Los hallazgos del estudio no pueden generalizarse en toda la población general. La gente sometida a fertilización in vitro tiende a estar desesperada por un hijo”, explica la psicóloga Ingrid Collins.

“Si no tienen éxito pueden deprimirse y esto, incluso más que el hecho de no tener hijos, puede estar jugando en contra. Sólo podemos especular”, concluye la experta.

Vía Elmundo.es y BBC.com